Blogia
Motril@Digital

El PP de Gualchos-Castell de Ferro denuncia ante la fiscalía presuntas irregularidades urbanísticas

Cuatro casos de obras presuntamente “ilegales” en el municipio costero de Gualchos-Castell de Ferro denunciadas por el PP a la fiscalía en noviembre de 2006, han pasado ahora al Juzgado de Instrucción de Motril que comenzará las diligencias. El problema está en que, a pesar de que la denuncia está surtiendo efecto, los populares creen que es “mucha casualidad” que los decretos de los cuatro casos urbanísticos “llegaron a manos del PP el día inmediatamente después de las elecciones municipales”, es decir, el pasado 28 de mayo, según ha dicho la vicesecretaria de política sectorial, Luisa García.

Declaró además que la Junta de Andalucía, en concreto las consejerías de Obras Públicas y de Cultura “no hayan hecho absolutamente nada” en relación con las promociones y no comenzaran su labor de investigación “hasta que ya estaban abiertas las diligencias”.

En concreto, los populares de la localidad denunciaron una promoción de doce viviendas en el barrio de Santa Adela ya finalizada, que es "ilegal" porque va "en contra" de las normas subsidiarias de Guachos Castell de Ferro, según Luisa García. Se trata de un tipo de edificación que sólo se puede levantar en parcelas de más 250 metros cuadrados, y ésta se ha construido sobre una de 240 metros. Además, presenta un "exceso de edificabilidad de casi 700 metros cuadrados" y ocupa "casi un 100%" de la parcela, cuando la normativa establece que no se supere el 80%.

Una segunda promoción que consta de 299 apartamentos y 387 cocheras está situada en una de las playas del municipio y se encuentra también terminada. En este caso, y según los populares, la Fiscalía asegura que es "contraria a la legalidad" porque no se ha publicado su estudio de detalle en el Boletín Oficial de la Provincia. Luisa García explicó que se encuentra "en una zona de cauces", que requiere "la autorización del Urbanismo, algo que no pidió el Ayuntamiento". También peca de exceso de edificabilidad en 11.487 metros cuadrados y supera la altura permitida, al constar de cinco plantas en algunas zonas cuando lo que se permite son tres.

Un problema similar presenta la tercera promoción urbanística denunciada, en este caso de 38 viviendas unifamiliares adosadas y situadas en la antigua carretera de Almería-Motril, donde se han excedido, dijo la secretaria de política sectorial de los populares, 632 metros cuadrados de edificabilidad.

Pero por la que el PP asegura estar más “preocupado” es por una cuarta promoción que está “afectando al patrimonio histórico” del municipio, y que se compone de 63 viviendas unifamiliares adosadas en la ladera del castillo de Gualchos, cuya montaña "se está demoliendo", lo que hubiera necesitado la autorización de la Consejería de Cultura de la Junta.

Al parecer, la promoción, que está sin finalizar, se realiza sobre suelo urbano, por lo que "se tendría que haber diseñado dentro en un plan parcial, algo que no tramitó el consistorio de esta forma sino por un estudio de detalle", medida con la que además “acortan plazos”. Por último, se "infringen" las normas en cuanto a la tipología y la forma de medir las alturas.

Luisa García aseguró que la fiscalía ha solicitado al Juzgado de Instrucción las declaraciones tanto del técnico municipal como del propio alcalde de Gualchos-Castell de Ferro, entre otros miembros de la corporación local.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres