Blogia
Motril@Digital

"UNA JORNADA SABOREANDO LA TIERRA" por Pepe López Lengo

"UNA JORNADA SABOREANDO LA TIERRA" por Pepe López Lengo

Cuadro "Añoranzas" del pintor A. Rodríguez Pineda

Se concertó la convocatoria de la comida de los motrileños en Madrid en la inauguración de la exposición de pintura de Antonio Rodríguez Pineda en una galería madrileña, el día primero de abril último. Entre los asistentes estabamos los siguientes socios de la AMEM, además del pintor: Antonio Lozano, Miguel Posadas, Jose María Padial, Paco Hernández, y López Lengo, acompañados de las respectivas esposas.

Aunque la temática de la exposición era el urbanismo madrileño, sin embargo cuatro cuadros, de los veintitantos expuestos, marcaron el contrapunto sureño: "Camino del Rocío", "Pueblo Alpujarreño", "Uvas y Granada" y "Añoranzas", este, un auténtico emblema: sobre un velador libro abierto, en una página el templo de la Virgen del Carmen motrileña, en la otra los Jardinillos, y al fondo, tras un ventanal, la silueta del santuario de la Virgen de la Cabeza. Fue el resorte que catalizó la decisión de reunirnos, una vez clausurada la exposición. Fijamos el día 29 del mismo mes y designamos como organizador a Paco Hernández, descubridor de "La Taberna El Puerto de Motril", en el mismo cogollito del barrio de Salamanca: calle Lagasca,12.

A las dos del citado día, concurrimos en el lugar los mencionados, ademas de Paco González y Alfredo Amestoy con sendas esposas, asi como Emilio Rodriguez Lopez (Julio se encontraba indispuesto); en la sobremesa se incorporó Jose Escribano Bosch.

El dueño y "armador" del establecimiento, Eduardo Sabio, natural de Santa Adela, nos recibió obsequiandonos con unos aperitivos, haciendonos notar la cartela, colgada entre la botillería, con el grito ¡Mucho Motril!  Pasamos al recogido comedor, ambientado en camareta de pesquero fondeado en la darsena comercial: a babor las fotos, como vistas de ojo de buey, del Club Nautico y los tingladillos del muelle de costa y la antigua playilla de "Las Coquinas" donde un marengo calafatea la jabega y un carpintero de ribera carena los pantoques de una traiña en dique seco; del espejo de popa pende una red bolichera; y a estribor dos salvavidas escoltan un cuadro de la Virgen de las Angustias.

A una banda se sentaron las señoras: Mari Paz (de Lozano), Ana (de Amestoy), Paquitina Sáez (de Paco González), Raquel (de Padial), Mari Carmen (de Paco Hernández), Mari Carmen (de Rodríguez Pineda) y Marina (de López Lengo).  En la otra banda ellos...

Asia a un lado, al otro Europa,                                                                                                                                                                                                                                         y allá enfrente Estambul

Como el Capitán Pirata cantaba alegre en la popa                                                                                      

En este ambiente marino se inicia el condumio; migas de harina con rabanillas, espichás y sardinas asadas, acompañadas de una, denominada por Eduardo Sabio, "ensalada motrileña" a base de aguacates, y degustado todo ello con vinillo de Albondón. A los postres, piononos de Santa Fe

Y Así transcurrió una singular mas de la AMEM, inflamada de brisas marinas y nostalgias.

Nota.: Hemos de consignar la reclamación formulada por nuestro estimado paisano Emilio Martín-Moré Gómez-Acebo, por no haber sido convocado al acto. Creíamos estaba en Motril. Pedimos disculpas.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres