Blogia
Motril@Digital

EL ORIGEN DIVINO DE LAS HIERBAS CURATIVAS por Kuntidevi

EL ORIGEN DIVINO DE LAS HIERBAS CURATIVAS  por Kuntidevi

La historia de las especias parece ser tan antigua como la humanidad misma. Además de los testimonios de los Vedas hay también signos de que los egipcios las utilizaban para la cocina, en productos de cosmética y para embalsamar a los muertos. Las especias que la madre tierra deja crecer en este planeta han sido y son todavía valoradas por el hombre  para su bienestar, haciendo que las comidas sepan no sólo  mejor sino que también sean mejor digeribles  y convirtiendo a todo el que experimenta la cocina con ellas en un auténtico gourmet. 

 Sin duda  las tradiciones asiáticas curativas como el ayurveda tuvieron debido a su clima un espectro muy amplio de elección en especias y lo que caracteriza principalmente es la unidad que forman en este sistema  el correcto uso de todas estas especias , el buen comer  y curar.

En ayurveda  esta concepción tiene su origen en el antiguo mito hindú de la creación, según el cual el Dios de la creación Prajapati, encontrándose sólo al principio de todos los tiempos deseó reproducirse y para conseguirlo se calentó interiormente creando primeramente Agni, el dios del fuego. Como Agni nació de su boca se convirtió en el dios que devora los alimentos.

Pero como todavía no existía ningún alimento, Agni se reveló contra su propio creador, Prajapati, el cual, frotando las palmas de sus manos produjo una ofrenda para Agni: leche, el alimento perfecto que mezclada con los pelos que originariamente crecían en el reverso de las manos divinas formaron según el mito las hierbas curativas, oshadhi. Las oshadhis fueron con ello las primigenias y sempiternas sustancias ideales para el apaciguamiento de Agni y se consideran por ello alimentos con poderes divinos y por tanto curativos. 

 El ayurveda se presenta hoy, miles de años después de su origen como un completo compendio de plantas curativas  altamente evolucionado, que integra las especias para la sanación de la humanidad .Las especias actúan no sólo de una forma beneficiosa para  al cuerpo y las emociones  sino que ayudan también a la evolución espiritual de la persona. Observando detenidamente la lista de  especias ayurvédicas se constata que las sustancias en ellas contenidas favorecen el fuego de Agni, es decir, la digestión, ya que desde un punto de vista ayurvédico y como  el mito claramente apunta, una digestión sólida y perfecta   es  condición primaria para la vida y una salud estable, sólo así se puede prevenir la formación de ama o lo que es lo mismo, la formación  de residuos tóxicos a partir de sustancias no digeridas completamente, de ahí el  conocido lema ayurvédico: “eres lo que digieres”. 

 Así, lo que los antiguos médicos ayurvedas comprendieron intuitivamente está siendo comprobado empíricamente en los últimos años por las modernas enseñanzas de salud europeas, quienes se van haciendo más conscientes del  poder curativo de las especias, sobre todo de las variadas  sustancias bioactivas contenidas en ellas en forma de aroma y color y altamente efectivas en mínimas cantidades. En el caso del intenso color dorado del azafrán se trata de una carotinoida, cuyo efecto preventivo del cáncer y reforzador del sistema inmunológico ha sido comprobado en los últimos años. 

 Aquí iremos conociendo poco a poco  algunas de las especias más importantes del Ayurveda  y sus propiedades curativas, y del mismo modo también  algunas de nuestras maravillosas plantas curativas autóctonas. 


JENGIBRE 

El jengibre es llamado en sánscrito “vishwabhesaj” la medicina universal. Es una especia culinaria muy importante y versátil y un remedio para casi todas las enfermedades.Es una de las más populares de los cientos de miembros de la familia de las cingiberácea. Desde el  punto de vista botánico es un rizoma y no una raíz, que puede ser suave o picante y requiere condiciones tropicales para su óptimo crecimiento.  Un arma milagrosa, el destructor más puro de bacterias. Es desintoxicante y contiene mucha vitamina C, es bueno para el hígado, la piel y para la sangre. Y lo mejor de todo es que se puede añadir a cualquier sopa, a cualquier plato e incluso a cualquier vaso de agua caliente. Si tomáramos más jengibre estaríamos más sanos. La toma diaria de la  legendaria bebida a base de agua y jengibre  por la mañana es un remedio clásico ayurvédico para prevenir el colesterol  alto, trombosis, ataque de corazón, asma o artritis. Un estudio danés ha demostrado que 5 g diarios de jengibre reducen el riesgo de trombosis y embolia. Sencillamente ponemos a hervir agua a la que añadimos jengibre fresco rallado dejando reposar como un te, y bebemos lo que nos apetezca. 

Desde hace milenios millones de personas han disfrutado de los beneficios del jengibre .En la antigüedad  los griegos comían un trozo de raíz de jengibre  con pan para prevenir molestias digestivas. El efecto anti-náusea del jengibre está bien documentado.  Después de una comida copiosa  el  té  de dicha especia  ayuda a evitar  gases, sensación de pesadez o náuseas,  es por esta razón por la que masticar jengibre fresco   es muy útil  contra el mareo en viajes y también contra los  vómitos en el embarazo.  Es conocido por  su efecto sudorífico, por ello es indicado tomarlo como bebida al principio de un resfriado. Contra molestias musculares y articulatorias,   ayudan las compresas de te caliente (cortar el jengibre en rodajas y añadir agua hirviendo, dejándolo reposar después 15 minutos). 2 gramos de jengibre diarios ayudan contra ciertos dolores musculares y ayudan a combatir las temidas agujetas.  

Es beneficioso para la circulación sanguínea. Una sustancia especial contenida en esta especia es el aceite de jengibre,  que en forma similar a la aspirina diluye la sangre, estimulando con ello la circulación Ayuda contra la tensión alta, diabetes del tipo 2, peso muy alto, trastornos metabólicos, osteoporosis y algunos tipos de cáncer como de intestino o esófago. El aceite de jengibre ataca directamente determinadas células cancerígenas provocando que se destruyan a sí mismas. De un modo parecido actúa también la cúrcuma de la que hablamos en el capítulo anterior. 

Aclaración: Es importante añadir que  en casos de enfermedades crónicas que cursan durante  años la homeopatía  ofrece una alternativa natural y efectiva sin efectos secundarios  con remedios a base de extractos de plantas  y que en ningún caso puede sustituirse el tratamiento de un profesional   por el uso medicinal de las especias. Todas estas indicaciones sobre el uso medicinal de las especias son siempre complementarias a una terapia, en ningún caso sustituyen a dicha terapia.   

CHUTNEY DE JENGIBRE FRESCO (maravillosa salsa refrescante para realzar cualquier sabor) 

Tiempo de preparación: aprox 10 minutos para más o menos 1 taza y ½ 

Ingredientes 

3 cucharadas de zumo de lima 

1/3 de taza de zumo fresco de naranja 

¾ de taza de jengibre fresco pelado, un poco cortado 

½ taza de papaya seca (o cualquier fruta seca de tu elección) 

½ taza de coco  rallado fresco o seco 

1 ½ cucharadita de sal 

Echa en una batidora el zumo de lima y la mitad del zumo de naranja. Añade el resto de los ingredientes y bátelos durante 1 minuto. Después añade el resto del zumo de naranja y reduce los ingredientes a un puré fino. Pásalo a un recipiente de cerámica o de acero inoxidable y cúbrelo hasta la hora de servir. 

 MANGO-LASSI 

Las frutas tropicales como el mango y la papaya son ricas en provitamina A, vitamina E, C y el grupo de vitaminas B. 

Ingredientes para cuatro vasos 

500 g de yogur natural 

500 g de agua mineral sin gas 

1 mango maduro 

4 cucharadas de azúcar morena 

1 cucharadita de zumo de limón 

 Mezcla de especias 

1 clavo 

Las semillas de un cardamomo 

Un poco de canela 

 Así se hace: primero pelar y trocear el mango, retirando el hueso. Después mezclar junto con el yogurt, el agua y el azúcar  y batirlo todo. Añadirle el zumo de limón  y a quien le guste una nota exótica puede  añadir la canela, el clavo y las semillas de cardamomo que se habrán molido previamente en un mortero . Poner la bebida en  vasos y decorarla con mini hojas de menta. Servir fría, quien lo desee puede añadir  cubitos de hielo. 

Este lassi  puede ser preparado sustituyendo el mango por papaya u otra fruta tropical de vuestro agrado. 

Ya que este lassi está preparado con yogur natural , os describo a continuación la receta para preparar yogur fresco en casa. Es muy sencillo y cómodo, ya veréis y os alegraréis, el sabor es único. 


DAHI  (YOGUR) 

Ingredientes 

2l de leche fresca 

50 ml de yogur natural 

Hervir la leche en una olla y retirarla del fuego. Dejarla enfriar. La temperatura ideal para las bacterias del yogur está entre 43 y 45 grados. En caso de que no tengáis termómetro, la leche debería estar  caliente de modo que podáis mantener el dedo meñique durante 10 segundos, el tiempo suficiente para cantar Hare Krishna Hare Krishna Krishna Krishna Hare Hare Hare Rama Hare Rama Rama Rama Hare Hare. Mezclar el yogur con una taza de agua caliente y añadirlo a la olla. 

 Las bacterias del yogur necesitan algunas horas de calor y reposo para reproducirse, podéis mantener constante la temperatura tapando el recipiente y dejándolo en un sitio caliente. Evitar moverlo de sitio, se recomienda prepararlo por la noche, normalmente necesitará de 4 a 8 horas, y cuando esté espeso guardarlo en el frigorífico. Tiene una caducidad de 4 o 5 días y no olvidar dejar aparte un resto de yogur para la siguiente preparación. Cuando esta cultura se vuelva débil volver a comprar yogur fresco para preparar una nueva cultura. 

El yogur tiene en la alimentación védica una posición importante debido a sus propiedades curativas. Hay un estudio de un profesor ruso que relaciona la ingesta de yogur con la longevidad, y demuestra que las bacterias del yogur sustituyen a las bacterias putrefactas en el intestino, por la acción destructiva del ácido láctico sobre estas bacterias. Además el yogur contiene proteínas, minerales, enzimas y la mayor parte de las vitaminas incluidas las poco habituales del grupo D y B12. También se encuentran en él sustancias antibióticas naturales lo suficiente fuertes para matar amebas e incluso bacterias malas como estafilococos y estreptococos .

OM TAT SAT

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres