Blogia
Motril@Digital

"La columna a la izquierda" por Francisco Pérez Terrón

"La columna a la izquierda"  por  Francisco Pérez Terrón

LA SEGUNDA COLONIZACIÓN

No me parece que podamos permitirnos tomar a broma la experiencia que estamos viviendo. Si empleo el término “colonización” no me estoy refiriendo al uso que se suele hacer de la palabra, como la conquista y explotación de un territorio que la humanidad ha padecido durante los últimos quinientos años, que no pasa de ser un problema  serio pero coyuntural, sino a algo mucho más trascendente. 

Hago referencia a la “colonización de las conciencias”, que fue lo que hizo aquella empresa que se llamó Cristianismo, cuando logró imponerse en Roma. Su hazaña consistió en someter a los filósofos de la época a los intereses de la empresa. Para ello tuvo que cambiar la definición milenaria de filosofía tal como se conocía hasta entonces. La filosofía dejo de ser la construcción del individuo, por si mismo, apoyada en una ética estricta, para convertirse en una especie de juego dialéctico que practicaban unos cuantos clérigos. Además, la filosofía fue expulsada del “foro” y del interés general, para recluirla en los conventos y convertirla en algo aburrido y sin ningún interés para la gente. 

Estamos viviendo un momento histórico en el que nos someten a una “segunda colonización de las conciencias”. La empresa se llama ahora Capitalismo. que hasta ayer estaba tratando de disimular, como ha hecho siempre, amparándose tras el rostro complaciente de partidos de derecha moderada; pero empieza a ver que esos partidos ya no le sirven para sus planes de ambición desmedida y se están quitando la careta, apoyando a formaciones más radicales de la derecha fascista. En Francia es evidente con el Frente Nacional de Marina Le Pen; en Inglaterra, una formación extremista y xenófoba como UKIP o Partido de la Independencia de Reino Unido, encabeza las encuestas de intención de voto; en Hungría es el JOBBIK, un partido de extrema derecha que reivindica la ideología nazi, se sitúa ya como tercera fuerza política; ¿es necesario seguir señalando ejemplos? 

Estamos viviendo “la segunda colonización de las conciencias”.  El primer paso es alejar a los pueblos de la perniciosa costumbre de pensar; y a renglón seguido nos dicen que hay que recortar nuestro nivel de bienestar. “Vivimos por encima de nuestras posibilidades” – nos dicen.

Pero la OCDE, organismo nada sospechoso de veleidades de izquierda, señala que el 1% de la población ha ido aumentando hasta un 20%, en los últimos años, su cuota de beneficios globales, en detrimento del 99% restante.

El problema no está en el volumen de la economía sino en el reparto de los beneficios. Y mientras tanto, aquí están algunos, de brazos cruzados sin saber qué hacer. 

El griego Epicuro también predicaba la austeridad, pero no para los demás, como nos exigen desde el Poder, sino para si mismo y para los que quisieran seguirle; no como sacrificio sino como la satisfacción de gozar lo que tienes.  El epicureismo fue una filosofía de combate contra el apoltronamiento de la civilización y una máquina de guerra contra las fábulas infantiles que son las religiones, así como contra cualquier cosa que quiera someternos o colonizarnos. El único salvador fiable está en nuestro propio interior.

Y sobre todo, compartir en el “foro” nuestras ideas, preguntándonos que, si es cierto lo de la crisis, como se explica que, en algunos niveles, hayan aumentado sus beneficios.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres